Los niños y Jimeno nos cuentan qué es lo mejor de sus madres y nos cuentan sus habilidades especiales como leer cuentos de manera muy especial: leyendo una línea detrás de otra.