''Tú, te, contigo'': estar solo no significa sentirse solo

¿Alguna vez te has sentido solo aun estando rodeado de gente? ¿O tienes la sensación de que nadie entiende que necesites un rato para ti? 
soledad

 

Raquel Castejón

Raquel Castejón

Redactora CADENA 100

Tiempo de lectura: 1’

No es lo mismo estar solo que sentirse solo. Nuestra naturaleza nos lleva a relacionarnos, y los vínculos que forjamos a diario son estupendos pero, a veces, conviene parar un poco y centrarnos en nosotros mismos. O, simplemente, teníamos un plan de domingo genial y se ha cancelado por causas ajenas. ¿Y si aprovechamos ese hueco libre para ver aquella película que nos han recomendado y para la que nunca tenemos tiempo? ¿O para probarnos todo nuestro armario, si hace falta, hasta dar con el traje para ese evento especial que tenemos en breve? Luego ya se sabe... Vienen las prisas y no vamos convencidos del todo. 

La cuestión es que, debido al ritmo de vida vertiginoso que llevamos a la fuerza, rara vez podemos dedicarnos un rato. Ni qué decir tiene si tenemos hijos u otros familiares a nuestro cargo... 
 

chica sola

 


Es por ello que disfrutar de un momento de soledad puede ser genial. Que no se malinterpreten estas palabras... No se trata de aislarse del mundo, ni desatender a los nuestros, sino de disfrutar de esos huecos libres, ya sea porque estamos solteros y nuestros amigos salen en pareja, porque no tenemos dinero para unirnos a ese planazo con amigos, o porque, sencillamente, estamos cansados y necesitamos una tregua. 

Quizá tengamos la suerte de estar siempre rodeados de gente, pero, en caso contrario, conviene que aprendamos a estar solos. Para cuando nos quedemos sin plan, o tengamos que dejar atrás una relación que no nos hace felices, por ejemplo... O tengamos lavadoras y demás tareas del hogar pendientes, que esas no se ajustan por el momento de forma automática a nuestra agenda. 

Antes de nada, tenemos que aprender a disfrutar de nosotros mismos, ya sea solos o en compañía. 

Relacionados