MANOS A LA OBRA

Cómo construir una guitarra eléctrica con lápices de colores

Un artista utiliza este material escolar para unir música y arte, con un resultado único e innovador
Lápices de colores

 

Raquel Castejón

Raquel Castejón

Redactora CADENA 100

Tiempo de lectura: 1’

Una pieza única digna de coleccionista. Esto es lo que ha conseguido un luthier a partir de nada más y nada menos que 1.200 lápices de colores, con los que ha logrado construir una guitarra eléctrica con un diseño único e innovador.

El citado artista se ha inspirado en los diseños escultóricos a partir de este material escolar para darle un giro a la ya de moda corriente artística reciclada.
Dicho violero, quien se estrena en el arte de construir una guitarra a todo color, explica que "vio a mucha gente en la red haciendo cuencos con lápices de colores y quería mejorar ese diseño y hacer algo que realmente se pudiera utilizar y disfrutar más que un cuenco; así que decidió hacer una guitarra eléctrica estilo Stratocaster (Fender)".

La pregunta es, ¿cómo se hace semejante obra de arte a mano y a todo color, y que funcione? Pues, como todo en la vida, paso a paso...

El artista cuenta que empezó dividiendo los 1.200 lápices de colores en dos partes con una sierra, lo cual reconoce que fue el paso más molesto. En segundo lugar, el citado artesano llenó una caja de madera con estos lápices ya cortados y dispuestos en filas y, por último, los cubrió con una resina transparente.

Después, lijó la losa rectangular, y empezó a definir la forma del cuerpo de la guitarra esculpiendo los contornos curvos que darían paso a su forma final.
Por último, tras bañar la caja con una suerte de esmalte brillante, "Flyjumper", tal y como se hace llamar en redes, contruyó la parte técnica del instrumento: el mástil, las seis cuerdas, el clavijero etc.
El sorprendente resultado puede verse en este vídeo: una guitarra eléctrica, estética y funcional, con un estampado similar a una colmena multicolor.

Es hasta poético que los útiles que sirven para dar vida al arte terminen siendo arte en sí mismos; y, en este caso, también han valido para darle forma. 

 

Relacionados