Buenas tardes, soy Almudena Navarro. Es cierto que han pasado casi dos meses, desde que la top model Miranda Kerr y Evan Spiegel, cofundador y CEO de snapchat, se dieron el "sí, quiero" en una íntima ceremonia, a la que asistieron menos de 50 invitados.

Hasta hace, prácticamente, unas horas el vestido de la novia había sido un gran misterio. La red social de Instagram ha sido el lugar donde la modelo ha decidido desvelar el secreto del diseño: una preciosa joya de María Grazia Chiuri para Dior Haute Couture, inspirado en el que lució Grace Kelly en su boda con el príncipe Reinero de Mónaco en 1956.

Como una imagen vale más de mil palabras, lo mejor es que eches un vistazo a esta preciosa obra de alta costura y me digas lo que te parece.... ¿Te lo podrías o te lo hubieras puesto en tu boda?

 

 

Thank you Maria Grazia Chiuri and @dior for creating my dream wedding dress

Una publicación compartida de Miranda (@mirandakerr) el