Nuria Fergó da la última hora del estado de salud de su pareja tras la operación: "Había recaído"

La cantante ha dado los detalles de cómo ha salido esa intervención después de más de una semana interno en la UCI
Nuria Fergó confirma su relación con Juan Pablo Lauro

Tiempo de lectura: 3’

Hace poco más de una semana Nuria Fergó hablaba e su ausencia, en esos últimos días, de las redes sociales. La cantante explicaba cómo, el domingo 2 de junio, recibía una llamada de que su pareja y hombre con el que se ha comprometido para casarse, Juan Pablo Lauro, se encontraba en la UCI en un hospital de la localidad malagueña de Torremolinos. A lo largo de las jornadas posteriores, tanto ella como el uruguayo, en cuanto pudo hablar, fueron ofreciendo detalles de lo que le había sucedido. De cómo había sido una bacteria la que le había provocado estar al borde de la muerte. Sin exageración.

El mensaje de Nuria Fergó al lado de su pareja, internado en la UCI

Instagram


Un cuadro clínico que, tras estar con la fuerza necesaria, le llevaba al quirófano. Todo ha salido bien. De nuevo. Fergó se encargaba de dar la última hora a través de las redes sociales una vez Juampi estaba ya con la intervención realizada. "Entró a las 12 y ha estado como tres horas… Ya ha terminado, está fuera, está en la UCI. Ha salido todo bien", comenzaba dando esos detalles con los que tranquilizar a quienes estuvieran esperando para conocer el resultado.



Los detalles de la intervención

"Le han tenido que quitar todo lo que tenía en la pleura, que era como una cosa muy gelatinosa y por eso no drenaba así que ya está todo limpito. El médico le ha dicho a mi madre, que es la que estaba en Málaga, pendiente de todo que ha sido muy meticuloso y por eso han tenido que estar tanto rato", ahondaba en los pormenores de esa operación de la que ya se encuentra recuperándose.

Todo sucedía mientras ella cumplía con sus compromisos laborales, con esa promoción del proyecto con el que va a rendir homenaje a una de las grandes de la canción como es María Dolroes Pradera. "Estoy esperando a que mi madre le de el móvil y pueda llamarlo y lo pueda ver y le voy a hacer así un apretón", respondía cuando le preguntaban por ese estado de salud de Lauro, quien no ha parado de agradecer a ese compañero que intervino rápidamente. Fergó ponía el acento en que, a pesar de no poder estar juntos, lo estarían "de pensamiento" y mandándose "la mejor energía en un día para no olvidar".

El emocionado mensaje antes de entrar a quirófano

El día de antes de esa intervención, Lauro se grababa para dejar un mensaje contundente y explicar más en profundidad cómo se encontraba y los siguientes pasos a seguir en esa recuperación: "Hola, buenos días a todos. Hace unos días que no cuelgo nada ni digo nada porque la cosa se había complicado un poco. Había recaído. Me han subido a planta y, esa misma noche, tuve una recaída. Han decidido dejarme aquí en planta, intensificar el tratamiento y, bueno, ayer me dieron la noticia de que la infección se ha pasado a la pleura y me han puesto un drenador ayer debajo de la axila. Un poco incómodo, pero bueno, parece que no está dando muy buen resultado. Entonces, están contemplando la opción de abrir y limpiar".




"Les agradezco de todo corazón los mensajes de cariño. No se pueden hacer una idea de lo que se siente de este lado, aquí y en horizontal, con todos los mensajes recibidos. Solo deseo poder recuperarme y empezar a contestar uno por uno. Me va a llevar tiempo, pero lo voy a hacer. Gracias de todo corazón y gracias por estar ahí", continuaba antes de ir detallando todos los agradecimientos de rigor: "Gracias a mis cachorros y a la princesa de mi vida, que me da mucha fuerza. A mis amigos. A Martín y a varios amigos más. Juanjo, a Paula que ha venido. A todos, gracias de todo corazón por estar ahí al pie del cañón. Gracias a mis compañeros y a los directivos de la empresa con la que vuelo, que se están portando de lujo. Y gracias a todo el mundo en el hospital".

También se detenía en mostrar lo que le habían mandado hacer como parte de este camino: "Algo que tengo que hacer es una especie de gimnasia que se llama espirómetro para ir fortaleciendo los pulmones. Cuesta un montón". E invitaba a hacer un ejercicio de darnos cuenta de todo lo bueno que tenemos en nuestra vida: "Disfrutad y valorad la salud que tenéis, salid a dar un paseo, no se enfaden... No vale la pena, créanme. En la UCI da pena a pensar muchas cosas y reencajar y descartar y organizar. No hace falta estar en la UCI para eso. Aprovechen eso. Si tienen hijos, disfrutenlos. Los quiero mucho y gracias de todo corazón. Ah, mi amor, estoy muy orgulloso de ti. Esta semana, a por todas, princesa".


Relacionados

CADENA 100