María Pombo se sincera por primera vez: "Llevo un año yendo al psiquiatra"

María Pombo ha hablado por primera vez sobre su salud mental y las amenazas que recibe en las redes sociales
María Pombo salud mental Instagram

Tiempo de lectura: 3’

María Pombo es una de las influencers españolas más reconocidas del momento. Pero hasta llegar hasta donde está tiene que sufrir numerosas duras y nuevas situaciones que no le desearía a nadie. Aunque esté felizmente casada con Pablos Castellano esperando a su primer hijo Martín, Pombo, también tiene que hacer frente a una dura noticia, su diagnóstico de esclerosis múltiple. Aún así, siempre ha intentado mostrar su mejor.

En una entrevista reciente con el youtuber y amigo Luc Loren se ha sincerado sobre cómo se encuentra y, con motivo del Día de la Salud Mental que se celebra el próximo 10 de octubre, ha confesado que lleva un año acudiendo al psiquiatra. Con esta charla pretende ayudar a otras personas que se encuentren en su misma situación.

El testimonio de María Pombo más sincero sobre su sufrimiento en Instagram

“Llevo un año yendo al psiquiatra, pero a mí me está tratando como psicóloga porque no estoy tomando ninguna medicación por ahora. Esperemos que no llegue a ello, pero si llego no pasaría nada”, se ha sincerado María Pombo. Y ha añadido: “No voy porque estuviera mal o llorando por las esquinas. Voy porque es necesario cuidar la mente. Además creo que era importante para mí sentarme con alguien externo, que no fuera de mi familia, a contarle todo lo que estoy viviendo”.

Decidió acudir al psiquiatra después de vivir un episodio desagradable en las redes sociales: “En ese momento yo no tenía esclerosis múltiple, pero los comentarios eran muy dañinos. Me decían: 'tu madre se merece la enfermedad que tiene', 'ojalá te mueras'... además ponían mi dirección y comentaban 'prepárate porque te va a pasar algo'... cosas muy duras”. "Fue Pablo quien, al verme llorar, me dijo que no podía llegar a ese punto", reveló.

María Pombo le ha confesado a Luc Loren que hasta ese día nunca había querido decir nada porque siempre ha pensado que al confesarlo, parece que se está quejando. Y es que ella misma se siente una persona muy afortunada y no quiere que la gente piense lo contrario: “No es algo de lo que te tengas que sentir avergonzado, pero no lo he contado porque parece que no tengo derecho a quejarme, me da miedo que la gente piense que no valoro todo lo que tengo”.

María Pombo habla sobre su esclerosis múltiple

Y ha recalcado: "Siento que al estar en una posición de privilegio no tengo derecho a quejarme. Si notan que estás mal pueden ir incluso a por ti porque tu vida es maravillosa y te mereces que te vaya un poquito mal. Eso es un poco lo que siento en Instagram”. Pese a que procura no quejarse, ha terminado confesando que han sido meses muy difíciles: “Con más ansiedad de lo normal. Han sido los mejores meses de mi vida, pero también los peores. El confinamiento fue muy estresante porque me llegaron dos noticias muy distintas, una muy buena y otra muy mala”, confesaba así María Pombo.

Luc Loren se interesó por cómo había encajado el diagnóstico de su enfermedad. "Lo gestiono de manera bastante positiva. Cuando empiezo a tener síntomas deseo que sea esclerosis múltiple y no otra cosa. Cuando me dan el diagnóstico respiro porque yo no sabía si era un tumor, un cáncer... algo mucho más invasivo que yo no he vivido porque la esclerosis la he vivido toda mi vida en casa y sé que ahora los tratamientos son cada vez mejores y se invierte mucho dinero en esta enfermedad", dijo. Eso no significa que la influencer no llorara y se preocupara porque, al final, "es una enfermedad para toda la vida". "No te mueres de ella, pero te mueres con ella", apuntó.

También te interesa...

María Pombo pone fin a los prejuicios con las influencers al protagonizar Forbes

Relacionados

CADENA 100