Sandra Golpe, de A3 Informativos, habla por primera vez de una agresión que sufrió: ''Me ató''

La presentadora de Informativos de Antena 3, Sandra Golpe, ha sorprendido al revelar y dar visibilidad por primera vez a una agresión que sufrió
Sandra Golpe

Tiempo de lectura: 2’

A sus 46 años y siendo una de las comunicadoras más queridas y respetadas de la profesión, Sandra Golpe se ha armado de valor en las últimas horas para contar una experiencia personal que marcó su vida. Aunque ella es celosa de su intimidad y solo es conocida por su profesionalidad frente a los Informativos de Antena 3, en esta ocasión Golpe ha querido hacer una excepción en un coloquio para poder ayudar a dar visibilidad a algo tran duro como el acoso o las agresiones sexuales. Algo que pasa cada día en nuestro país en menor o mayor grado y por miedo no siempre se denuncia.

Sandra Golpe reconoció que ella sufrió una y muy de lo más desagradable. "Era tarde, iba despistada y el portal de la casa, que era antigua, no se cerró del todo al entrar. Esperaba el ascensor y de repente entró un señor, pensé que era un vecino. Le dije 'buenas noches' y no me contestó. Tuve una sensación rara pero pensé que no sería nada porque no conocía a todos los vecinos. Cuando llegó el ascensor, me empujó y me tiró dentro", comenzó diciendo.

"Me ató, me puso un cuchillo en el cuello y me agredió. Tuve la suerte de que en ese momento hubo un ruido y se asustó. Cortó con lo que me había atado, me dijo que me pusiera de espaldas y desapareció", añadió.

En la cárcel

Tras esto, la periodista no sabía cómo actuar: ''No sabía si iba a tener la fuerza de seguir trabajando, estaba en shock pero fui igualmente después de valorarlo mucho. No quería que afectase a mi trabajo. Me fui con la denuncia bajo el brazo y con el trauma y acudí a mi jefa con mucha vergüenza, Le conté lo sucedido y pedí el cambio de turno, pero ella solo me dijo 'que ya había hecho los turnos de los tres próximos meses y que se lo pidiera a otro compañero'", relató con dolor. "No me dijo más. Esto me pasó con una mujer y no le dio más importancia. Todavía hoy no lo entiendo, pero supongo que para llegar a ese puesto igual tuvo que aparcar la sensibilidad", afirmó.

"Estuve un año yendo y volviendo en taxi a casa. Por suerte este hombre, que ya había agredido a muchas chicas, sigue en Soto del Real", sentenció en el encuentro de Onda Cero con más mujeres, asegurando que sigue donde debe estar: en la cárcel.

"Estas cosas ocurrían cuando tampoco funcionaba muy bien el teléfono de ayuda. Yo llamé y no tuve respuesta. Ahora ya no es así. Cuando más ayuda necesité, no la obtuve de una mujer, y eso es lo más paradójico. Lo que quiero decir es que, finalmente, lo que siempre está ahí es el entorno más cercano y la fortaleza interna, la resiliencia, que lamentablemente muchas mujeres no tienen", concluyó.

Un testimonio valiente, con el que dar voz a muchas mujeres y hombres, que pueden vivir situaciones similares y no se atreven a dar el paso de denunciar.

También te puede interesar...

Sandra Golpe se moja y se posiciona en el ''equipo'' Cavadas: ''Verdades como puños''

Relacionados

CADENA 100