De la extraña dieta de Adriana Ugarte a su trastorno obsesivo y su robo en una juguetería

Adriana Ugarte es una actriz que tiene mucho por descubrir y ha abierto una parcela de su vida hasta ahora desconocida
ctv-xlo-adri

Redactora CADENA 100

Tiempo de lectura: 3’

Adriana Ugarte es una mujer todoterreno. Desde que se dio a conocer como actriz en ‘El tiempo entre costuras’ no ha parado de triunfar. Incluso ha llegado a protagonizar un videoclip de Vanesa Martín, demostrando su faceta interpretativa también en lo musical. Ahora está promocionando la segunda temporada de la serie ‘Hache’ junto a Eduardo Noriega y ambos han visitado ‘El Hormiguero’, compartiendo aspectos de su vida hasta ahora desconocidos para el gran público.

Gracias a esta entrevista en la que la actriz se ha coronado como invitada platino al haber acudido ya 10 veces al espacio de Pablo Motos, hemos descubierto el tipo de dieta que sigue, que su perro come comida casera hecha por ella misma, el TOC que tiene, su “tierra, trágame” en Los Ángeles por culpa de un edamame o el robo que hizo en una juguetería donde terminaron pillándole con las manos en la masa. Nunca dejará de sorprendernos y desde luego ha vuelto a hacerlo porque con sus anécdotas podría escribir hasta un libro.

La dieta pescetariana de Adriana Ugarte

Pablo Motos se ha interesado mucho por la extraña dieta que sigue Adriana Ugarte y que ha sorprendido también a su compañero Eduardo Noriega: “no sé ni el nombre que tiene la dieta pero sé que come cosas muy ricas pero que no sé cómo se llaman”, ha asegurado el actor. Y el presentador ha apuntado que se trata de una dieta pescetariana, que posteriormente ha explicado ella misma en qué consiste. “Yo no sabía cómo se llamaba y me enteré después. No como carne ni lácteos pero sí pescado porque me aconsejó el médico que tomara algo de proteína animal y elegí el pescado”.

Aunque lo más sorprendente quizás sea la dieta que lleva su perrita, que se alimenta a base de comida casera cocinada por ella misma. “Lo que hago es que como es costoso y paso más tiempo en la cocina para ella que para mí. Lo que debería de hacer para mí no me da tiempo, se lo hago a ella y le hago comida para una semana”, ha expresado. “A raíz de tener otra perrita que estaba muy enferma noté que las defensas subían y el sistema inmunológico actuaba de otra manera. Hoy ha comido una mezcla de carne con pollo, vegetales, arroz integral y pasta”, ha dicho dejando a Motos perplejo que ha exclamado: “mejor que yo, ¿eh?”, a lo que ha respondido: “y mejor que yo también”, aunque no puede quejarse porque ha comido sushi : “me ha pillado en el trabajo y hemos tenido comida especial”.

El trastorno de Adriana Ugarte y sus anécdotas inconfesables

Adriana Ugarte también ha confesado cuál es su TOC (trastorno obsesivo compulsivo) y seguro que es más común de lo que pensamos. "Voy encadenando TOC. Si entras en mi coche comiendo patatas fritas no te diré nada pero en cuanto te bajes tengo que limpiar todo y sacudir las alfombrillas antes de llegar a casa", ha explicado. Y es que su obsesión por la limpieza es tal que no puede ver ni una pelusa ni un pelo sueltos por ahí, aunque se lo está tratando. Y no solo eso, sino que también ha relatado una situación de lo más embarazosa que vivió en Los Ángeles cuando acudió a conocer a un posible representante y le pusieron para comer unos edamames. “Es muy ridículo, os va a dar mucha vergüenza y asco, es de pringada absoluta. Yo estaba atacada, conocía la comida japonesa pero no los edamame. Trajeron un bowl y otro vacío en el que las personas dejaban las vainas vacías pero que una vez vacías y chupadas recuperan su volumen. Dije: ‘bah voy a comer'. Me fijo y estaban más o menos igual de llenos. En ese momento nadie está comiendo y no puedo ver de dónde cogen y dónde dejan. Cojo una vaina vacía, chupada no sé por quién. En el momento de nervios, tan lerda, no piensas que lo han chupado sino: ‘qué cosa que se coman cosas vacías’", ha relatado entre risas. Y ahí no ha quedado tampoco la cosa sino que ha confesado en el juego de Trancas y Barrancas que una vez tenía que hacer un regalo y se le ocurrió robar en una juguetería, con tan mala suerte que le pillaron y en la bolsa llevaba más cosas. Pero lo curioso es que lo que había robado era ¡un cuadro con una foto de un payaso!

También te puede interesar...

La actriz Adriana Ugarte, irreconocible tras su cambio radical: de morena a rubia platino

David Broncano y Adriana Ugarte: derroche de complicidad en 'La Resistencia'

CADENA 100