Carme Chaparro: la enfermedad que padece, la traumática experiencia con su marido y cómo llegó a Telecinco

La trayectoria profesional de Carme Chaparro es muy amplia y está llena de anécdotas, además de haber formado su propia familia con dos hijas
ctv-pni-carme-portada

Tiempo de lectura: 8’

Carme Chaparro Martínez es una de las presentadoras más queridas de nuestro país. Una larga trayectoria en televisión le avala y, aunque esta es su faceta más conocida, lo cierto es que además de periodista y presentadora es escritora. Ha colaborado en numerosos medios escritos a lo largo de su carrera, plasmando su opinión en cada uno de ellos y siendo transparente, una de las características que más le definen como profesional. Tras licenciarse en Periodismo por la Universidad Autónoma de Barcelona en 1996, comenzó su trayectoria profesional como redactora de programas de TV3: 'Ciutadans', 'Generació X' y 'Les coses com són'. A la vez que redactaba reportajes para suplemento dominical de La Vanguardia.

Años después, se convirtió en redactora de los informativos de la Cadena Ser en Tarragona. Después, abandonó la emisora para asumir el puesto de redactora jefa en la revista Zona Alta. Poco después, comenzó a asumir cargos más importantes como directora y presentadora en programas como '39 punts de vida' de BTV y 'De nou a nou' en Ràdio L'Hospitalet.

Tras años formándose en medios locales, dio el gran salto a la televisión nacional. En 1997 pasó a formar parte del equipo de Informativos Telecinco en Cataluña como redactora. Al año siguiente, logró convertirse en presentadora y editora del mismo medio, donde cubrió eventos importantes como las elecciones autonómicas. También fue moderadora de los debates políticos.

Comenzó a hacerse un hueco en la cadena de Mediaset. Desde 2001, presentó Informativos Telecinco y, en 2004, se convirtió en la presentadora y coeditora de Informativos Telecinco Fin de Semana. En estos espacios fue la encargada de retransmitir eventos muy importantes como la muerte de Juan Pablo II, los atentados del 11-M o la Boda real entre Felipe de Borbón y Letizia Ortiz, entre otros.

ctv-feg-carme-1

Tras doce años en Informativos Telecinco Fin de Semana, fue trasladada a la otra cadena de Mediaset, donde comenzó a presentar Noticias Cuatro. Al cancelarse el mencionado formato informativo, en 2019, se colocó al frente de 'Cuatro al día', hasta que fue sustituida por Joaquín Prat. Después de un breve parón, en 2020, regresó a Telecinco para presentar el docu-reality 'Mujeres al poder', lo que compagina con colaboraciones en 'Yo Dona' y 'Mujer Hoy'.

A pesar de ser un conocido personaje mediático, siempre ha intentado mantener su vida privada al margen, dado que no le gusta que se hable de él más de lo que se deja ver en sus redes sociales. Es por esto por lo que hay mucha información sobre la periodista que resulta desconocida para sus seguidores.

La enfermedad que padece

A pesar de aprender a trabajar sin dejarse vencer por las dificultades, Carme Chaparro sufre una enfermedad que no se lo ha puesto nada fácil: el síndrome de Ménière. "Tengo una sordera importante en un oído, pero nunca me ha limitado", contó la periodista en una entrevista para 'Lecturas'.

"En el oído derecho tengo una sordera importante de varios tonos. Con las transmisiones electrónicas, como las del teléfono o el pinganillo me cuesta mucho entender lo que me están diciendo. Pero me cambio el pinganillo a la izquierda y ya está", agregó.

"Yo vivo así. Con un pitido constante, como una emisión en alta frecuencia. De día es soportable. De noche no tanto. Por el oído derecho casi no tengo audición. Y no hay más remedio que acostumbrarse... Yo nunca escucho el silencio, siempre está el pitido... Son cosas con las que aprender a convivir", confesó.

Tras explicar como le afectaba esta enfermedad, reconoció que sus hijas son parte del antídoto que le ayuda a sobrellevarla: "El silencio, para mí, es que mis hijas rían: ellas paran el pitido que oigo todo el rato. Acabo acostumbrándome y no me puedo quejar de nada".

Asimismo, tal y como mostró a la web de Telecinco, tiene varias cicatrices en la rodilla. "Me caí en una de las escaleras mecánicas del El Corte Inglés con 14 años. Me clavé todo el canto y tengo, básicamente, la articulación destrozada. Lo que me impide hacer muchas cosas".



Su conflicto con Luis Enrique

El tener una larga trayectoria le ha ayudado acumular varias anécdotas. La periodista contó que, cuando acababa de empezar en la profesión, vivió un momento muy tenso con Luis Enrique, quien la echó de una sala de prensa.

Hace 20 años, el asturiano era jugador del FC Barcelona y Chaparro fue a cubrir una rueda de prensa representando a Telecinco. A través del portal de noticias 'Yahoo', la presentadora recordó que el entonces futbolista se quedó callado y decidió echarla de la sala. "No recuerdo quién le hizo la primera pregunta, pero él calló. Nos miró a todos -bueno, a todos menos a mí, a mí me ignoró-, y dijo: Hasta que no se vaya la chica esta de Telecinco, no voy a hablar", contó.

Sorprendida ante la reacción de Luis Enrique, la periodista se enteró después de que el deportista estaba enfadado con la cadena por emitir unas imágenes en las que se le veía entrenando "sin sudar la camiseta".

"Ahora me habría sentido molesta con el resto de compañeros. Ninguno me apoyó. Ninguno protestó. Estábamos todos pero nadie fue capaz de alzar la voz contra ese jugador que estaba echando a una compañera", confesó. Sin embargo, aseguró que, actualmente, no hubiese reaccionado de la misma manera al tener más experiencia: "Le hubiera contestado y me habría negado a retirarme. Ahora habría puesto una queja en el club, y habría hecho público el caso".



Su incidente con un cadáver

Como otra anécdota de su trayectoria, una vez vivió una situación que le complicó mantener la compostura en directo. La periodista estaba cubriendo un accidente de tráfico cuando uno de los cadáveres, carbonizado, le explotó la vejiga de repente. La comunicadora no se lo esperaba, por lo que reaccionó quedándose totalmente en shock.

“Fue de las primeras cosas que hice en Telecinco. Me quedé congelada. Ni siquiera los habían cubierto con una manta, los acababan de sacar del coche. Entonces vi cómo uno explotaba y salía un chorro. Pregunté y me dijeron que era normal que pasara por la presión de los gases al haberse quemado. Pero es que a la tele llegan muchas imágenes como esas que no damos”, recordó le presentadora.



Sustituida por Joaquín Prat

'Cuatro al día' se estrenó en febrero de 2019 en la parrilla de Cuatro y de la mano de Carme Chaparro. Sin embargo, en verano de ese mismo año, se anunció la cancelación del programa como consecuencias de sus discretas audiencias. A pesar de ello, continuó en emisión con total normalidad. En el mes de octubre, la cadena reculó y anunció que el programa seguiría adelante, pero con algunas modificaciones.

Entonces, se afirmó que Chaparro se despediría de la audiencia para emprender nuevos retos profesionales. Sin embargo, coincidió con una remodelación de la parrilla en la franja de tarde para mejorar en audiencias y superar los datos tan bajos que habían acumulado con Chaparro al frente. Un mes después, Joaquín Prat tomó el relevo y se convirtió en el rostro de 'Cuatro al día'.

A pesar de los cambios, a la cadena le costó subir y acaparar la atención de los espectadores. De hecho, Prat debutó con un escaso 2% de share en su nueva temporada. El programa estuvo a punto de volver a anunciar su cancelación, pero, con el paso de los meses, cogió carrerilla y logró aumentar su cuota de pantalla, alcanzando una media de 800.00 espectadores y 6% de share.

ctv-w8j-carme-2

Profesión frustrada

A pesar de haber cumplido ser periodista como uno de sus sueños, Chaparro no lo tuvo siempre tan claro. Cuando era una niña, la presentadora no barajaba la opción de dedicarse a los medios de comunicación, ya que quería ser astronauta, lo que se potenció al ser “una adicta a la ciencia ficción y el espacio”.

“Tendría que habérmelo pensado antes. Quiero ser astronauta”, comentó la presentadora en su cuenta oficial de Instagram. Mensaje que acompañó con una fotografía en la que aparece al lado de un astronauta de tamaño real.

“Cuando me veía una y otra vez todos los capítulos de Star Trek, los originales. Me flipaba. La tripulación de la Enterprise me hizo adicta a la ciencia ficción. ¿Os imagináis hacer la maleta y poder ir a Marte como quien va a Australia? ¿Algún fan más de la ciencia ficción por aquí?”, agregó tras referirse a ser astronauta con una “profesión fallida”.



Cómo llegó a Telecinco

Chaparro comenzó a formar parte del equipo de Telecinco con tal solo 24 años. Sin embargo, su trabajo no tenía nada que ver con presentarse ante los focos, ya que solía mantenerse tras las cámaras en la redacción. Tal y como contó la periodista, logró dar el gran salto a la televisión nacional gracias a Luis Fernández, quien asegura que fue “su mentor”: “Luisfer fue quien me puso a presentar”.

“Fuera del gremio no es muy conocido, pero fue quien cambió los informativos de Telecinco hasta el punto de que, según me ha comentado gente que trabajó con él, el suyo era el informativo que veían los del PP porque tenían los otros tan controlados que con el de Telecinco era por el que realmente le tomaban el pulso a la actualidad”, explicó la presentadora.

“Entré en Telecinco para trabajar en la delegación de Barcelona en enero de 1997, y fue porque Luis Fernández decidió que Telecinco necesitaba delegaciones propias, no le valía con las imágenes de agencia. Abrió en Madrid, Valencia, Andalucía, País Vasco y Cataluña”, dijo, alabando la profesionalidad de Fernández.

“Yo estaba una noche en TV3 minutando entrevistas del 30 minuts, un formato americano muy bien hecho, bajé al comedor a cenar algo y me encontré a un productor de informativos al que conocía de vista. Éramos los únicos en el comedor, así que me senté con él. Me preguntó si había hecho directos y le dije que en la tele de Les Corts. Me comentó que Telecinco iba a abrir una delegación, me pidió el currículum y así me contrataron”, confesó Chaparro.

“Buscaban a alguien que hubiera hecho directo en televisión, que no era tan fácil en aquella época en que no había tantas cadenas. Al año siguiente, en enero de 1998, Luis decidió que quería tener un espacio de información local en cada delegación. Cataluña fue la primera en empezar, se hizo un casting y yo ni me presenté. Pero no les gustó nadie y se les echaba el tiempo encima porque querían empezar el quince o veinte de enero y ya había pasado el día de Reyes. Entonces nos hicieron una prueba a las chicas de redacción, que éramos dos, y me dijeron que iba a presentar yo. Cuando me trasladé a Madrid, Luis ya no estaba, me trajo Juan Pedro Valentín”, reveló, aclarando así cómo logró ser presentadora.



Faceta como escritora

Fuera de la televisión, también cuenta con una faceta como escritora. Chaparro ha escrito varios libros: 'La química del odio' (Planeta, 2018), 'No soy un monstruo' (Planeta , 2017) y 'Calladita estás más guapa' (Planeta, 2019). Las dos primeras obras son novelas negras que cuentan historias de ficción, mientras que la publicada en 2019 es una novela con un argumento actual y real.



Premios

Gracias a su larga trayectoria dedicada a la pequeña pantalla y a la escritura, la periodista ha sido galardonada en varias ocasiones. En 2017, obtuvo el Premio Primavera de Novela por 'No soy un monstruo'. Por otro lado, en 2018, se hizo con el Premio del Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género, en reconocimientos a “su firme compromiso con la libertad, la igualdad y los derechos de las mujeres". Y la entrega fue protagonizada por Carmen Calvo y Fernando Grande-Marlaska.

Su situación sentimental

Su vida privada siempre se ha mantenido al margen del ojo público. No obstante, su relación es conocida desde el principio al tratarse de un compañero de trabajo. El trabajo en quipo convirtió la amistad entre Carme Chaparro y Bernabé Domínguez en un matrimonio.

La presentadora y el cámara se conocieron mientras cubrían el funeral de Lady Di, 6 de septiembre de 1997. Desde entonces, su relación laboral fue cambiando hasta convertirse en una relación sentimental, la que consolidaron formando una familia. La pareja tiene dos hijas: Laia (31 de agosto de 2011) y Emma (Septiembre de 2013). A pesar de ello, ninguno de los dos pretende casarse por el momento.



Su momento más duro

A pesar de asegurar ser muy feliz junto a Bernabé, su matrimonio también le hizo pasar uno de los peores momentos de su vida. El marido de la presentadora fue secuestrado en Yugoslavia. Chaparro se enteró de lo que había sucedido a través de la televisión, por lo que se quedó totalmente atónita cuando escuchó la noticia. Tras unos días de sufrimiento, todo acabó bien y fueron liberados. Actualmente, la pareja sigue compartiendo cadena en sus horas de trabajo, ya que él se dedica cubrir eventos deportivos para Mediaset.

ctv-6sv-carme-3

También te puede interesar...

Carme Chaparro alerta del peligro de morderse las uñas: “No había manera de curarlo”

La sincera confesión de Carme Chaparro sobre su cuerpo antes de cumplir 48 años: “Malditos complejos”

CADENA 100