¿Cómo evitar que reclinen el asiento en el avión y te quiten el espacio?

En los transportes públicos se sigue una norma no escrita al respecto pero no siempre se cumple

audio

¿Cuál es el truco para que no reclinen el asiento en el avión?

Pulsa para reproducir el audio

 

  • Dani Acevedo

Tiempo de lectura: 1’

"Si el pasajero que viaje en el asiento de delante del mío lo reclina... ¡yo también!" ¿Es esa tu ley cuando viajas en avión o transporte público? Es probablemente la 'ley no escrita' más extendida en cuanto a modales en los medios de transporte y muchos la cumplimos pero hay otras dudas que aparecen cuando viajas con viajeros desconocidos como quién tiene el poder para abrir o cerrar la cortina, está bien despertar a nuestro compañero de viaje si queremos ir al baño, quién debe abandonar el transporte primero... ¿Hay alguna norma?

¿Debes reclinar tu asiento o está feo hacer eso porque le quitas el espacio a otra persona? Este debate es como el de la tortilla de patatas: ¿con cebolla o sin cebolla? Concebollistas y sincebollistas del mundo no logran ponerse de acuerdo y, en el caso de los asientos, tampoco. Los que están a favor de reclinarlo han logrado resolver el problema con un truquito un tanto perverso.

Como evitar quedarte sin espacio en un vuelo

Para llevarlo a cabo solo tienes que hacer una cosa: que tu compañero de viaje pase frío. Al reclinar su asiento, su cabeza quedará justo a la altura del aire acondicionado y tú solo tendrás que ponerlo a máxima potencia para que él se quite de la trayectoria del chorro frío. Probablemente ese pasajero te pedirá que bajes la potencia pero ahí tú podrás reclamar tu espacio perdido. Y ese debate... ¿quién sabe? ¡Quizá es el origen de una bonita amistad! 

CADENA 100