Descubre por qué estos hoteles del mundo han hecho historia

El más alto, el más estrecho o el más caro son algunos de los que compiten por el récord Guinness

Redacción CADENA 100

Tiempo de lectura: 3’

Grandes, pequeños, estrechos, altos… los hay para todos los gustos y, algunos de ellos, están incluidos en el famoso libro 'Guinness de los récords' por estas peculiaridades. Son hoteles únicos que, además de sus servicios, ofrecen al cliente el valor añadido de su característica exclusiva.


EL MÁS ALTO
 

Es el Gevora hotel de Dubai y mide 356 metros repartidos en 75 pisos. Sus 528 habitaciones, la mayoría de lujo, son como el propio hotel, grandes: entre los 46 y los 85 metros cuadrados. Un mayordomo atiende las necesidades de los huéspedes en cada una de las plantas y hay cinco restaurantes para satisfacer los gustos gastronómicos de los clientes.
 


EL MÁS GRANDE


Con sus 6.198 habitaciones, el hotel más grande del mundo es el MGM Grand Hotel de Las Vegas, en EEUU. El establecimiento alberga además el pabellón de conciertos y deportes MGM Grand Garden Arena con una animación que corre a cargo del Cirque du Soleil. Tres restaurantes galardonados a nivel mundial como el Joel Robuchon, el asador Tom Colicchio’s Craftsteak y el Morimoto Las Vegas componen la oferta gastronómica.


Pero a este establecimiento de Las Vegas le queda poco tiempo para ostentar el título de mayor hotel del mundo, pues ya están edificando en La Meca (Arabia Saudita) el hotel que se lo arrebatará: el Abraj Kudai. Sus doce torres albergarán 10.000 habitaciones, 70 restaurantes y cuatro helipuertos y tendrá la cúpula más grande del mundo.
 


EL MÁS PEQUEÑO
 

El Hotel Central & Café de Copenhague, en el barrio de Vesterbro de la capital de Dinamarca, que solo ofrece una habitación -de 12 metros cuadrados- situada sobre el Granola café
 


EL MÁS ANTIGUO
 

Es el Nishiyama Onsen Keiunkan, cerca del Monte Fuji, en Japón. Abrió en el año 705 aC y lo ha regentado siempre la misma familia a través de 52 generaciones. Tiene 37 habitaciones y fue renovado en 1997.

Además de sus 1.313 años de antigüedad este hotel en Japón tiene otro aliciente, que son las propiedades de sus aguas termales, el reclamo que atrajo a famosos samuráis hasta el establecimiento para curar sus heridas de guerra en tiempos pasados. Alojarse en una de sus habitaciones, decoradas todas ellas al tradicional estilo japonés cuesta entre 400 y 600 euros.
 


EL MÁS CARO


La habitación de hotel más cara del mundo es la Suite Imperial del Hotel Presidente Wilson, en Ginebra, cuyo precio es de 83.000 dólares la noche (unos 71.670 euros). Esta suite es, en realidad, toda la planta 8 del hotel y se compone de 12 habitaciones con 12 baños de mármol llenos de productos de Hermès; una terraza circundante con vistas al Mont Blanc y al lago Leman; un salón de 230 metros cuadrados con mesa de billar, biblioteca… Y un chef, un mayordomo, un chófer y un asistente personal.


EL MÁS FRÍO


El Ice Hotel de Jukkasjärvi, Suecia, construido con bloques de hielo, se puede considerar el hotel más frío del mundo. Sus habitaciones, que tienen una temática individual y muebles de hielo, están a una temperatura de entre -5 y -8 ºC. Incluyen camas Carpe Diem con sacos de dormir térmicos y mantas de piel de reno. El precio, desde 130 euros la noche.
 

GroupCreated with Sketch.