Que se crucen los dedos para atraer la buena suerte no es casualidad

Hay gestos y tradiciones que se han convertido en todo un protocolo para transmitir un mensaje o hacer una importante llamada  a la suerte en este caso
Que se crucen los dedos para atraer la buena suerte no es casualidad

 

Tiempo de lectura: 2’

''Por favor, que salga todo bien''. ''Te deseo mucha suerte''. ''Que salga todo bien''. Muchas son las expresiones, mensajes o deseos que hacemos al aire con un gesto muy concreto y hasta cerrando los ojos en alguna ocasión. Pedir suerte, hacer un llamamiento a la buena suerte, por lo general viene ligado a cruzar los dedos. Y este gesto no es casual y hay teorías que así lo demuestran.

La suerte ha sido, desde tiempos inmemoriables, un factor deseado y perseguido por el ser humano. El destino de nuestras vidas parece regido por ese encadenamiento de los sucesos, considerado como fortuito o casual. Un baile del azar del cual depende nuestro futuro. Pero, ¿existe realmente la suerte? 

La ciencia cree que sí, pero la suerte como tal depende más bien de nosotros y de nuestra predisposición hacia hechos que puedan surgir.  Richard Wiseman, profesor de la Universidad de Hertfordshire en Reino Unido, llegó a la siguiente conclusión: buena parte de la fortuna o de la ausencia de esta tiene que ver con la actitud de las personas. Si uno adopta la vida con optimismo, es probable que lo considerado como "buena suerte" acabe surtiendo efecto. Las personas pesimistas o predispuestas al fracaso, son más proclives a la "mala suerte".  "Nuestra suerte no se halla fuera de nosotros, sino en nosotros mismos y en nuestra voluntad.", dijo el físico norteamericano J. Robert Oppenheimer, conocido como el "padre del la bomba atómica".

ctv-tnz-shutterstock 75977503

Pese a todo, tradiciones y leyendas se han encargado de fomentar a lo largo de nuestra historia ritos y costumbres que supuestamente sirven para atraer la buena suerte. Amuletos como el trébol de cuatro hojas, la herradura, los cazadores de sueños o las patas de conejo proliferan con dicha intención. Pero hay más formas.

Una manera muy frecuente de invocar a la buena suerte es cruzar los dedos. Pero, ¿por qué hacemos este gesto? Hay dos teorías sobre su origen. Algunos historiadores creen que dicha costumbre nació como una marca de concentración o buen ánimo. Posteriormente, evolucionó para expresar apoyo hacia alguien cruzando los dedos ante la persona. Y finalmente, este símbolo se afianzó para pedir la suerte para uno mismo. 

La otra opción tiene su origen en la antigua creencia de achacar los infortunios y la mala suerte a fuerzas malignas. Con este gesto se buscaba ahuyentar y protegerse de maleficios.

Relacionados

Escucha en directo CADENA100, la radio con la mejor variedad musical. Si lo deseas puedes bajarte la aplicación de CADENA 100 para iOS (iPhone) y Android.

Y recuerda, en CADENA100 encontrarás todo el contenido sobre tus artistas favoritos, la mejor variedad musical, la última hora sobre los conciertos y, sobre todo, aquellos sonidos que no puedes encontrar en ningún otro lado.

CADENA 100