Dos días ha necesitado Will Smith para ganar dos millones de seguidores desde que se abrió una cuenta en Instagram.

La razón es que acudió al programa de televisión DeGeneres Show para promocionar su nueva película, Brigth, y allí contó públicamente que no tenía ningún perfil en redes sociales. En ese momento, la presentadora le insistió en que se abriera una cuenta en Instagram. Es más, decidió hacer su primer selfie en el mismo plató poniendo morritos, y sin ninguna etiqueta ni mensaje, cosechó 190.000 me gusta en muy poco tiempo.


WILL SMITH

Se ve que el protagonista de Los hombres de negro ya le ha cogido el gustillo a Instagram, pues desde entonces, ha colgado varias fotos, todas ellas con mucha repercusión. Y es que, como dice él, “Todos ustedes no tienen filtros como estos".
Es lo que tiene molar tanto...

Un abrazo de Jordi Cruz, ¡y bienvenido, a Insta, Will, síguenos!