En pleno centro de Madrid se encuentra ElMandela, un restaurante de comida subsahariana concebido como proyecto social. Dicho local tiene como objetivo principal emplear a jóvenes africanos para favorecer su integración en nuestro país a todos los efectos .

Según declaraciones de uno de sus trabajadores a EFE, ElMandela, que abrió sus puertas en 2012, es un proyecto impulsado por Bertín, un camerunés que define al expresidente de la República Sudafricana como "todo un ídolo".
En este restaurante, podemos encontrar platos típicos de África como el 'endole', de origen camerunés, el 'Thiep Yape', o un guiso de cebra acompañado por una salsa de cacahuete.
Además de la experiencia culinaria, el establecimiento también funciona como lugar de encuentro entre africanos afincados en Madrid.

Como pionero en el sector gastronómico africano de la capital, ElMandela también apuesta por un proyecto innovador, fruto de la colaboración entre Mamah-Africa, una galería de arte y tienda especializada en textil africano, y Marengo Grey, un estudio creativo y sostenible centrado en el sector gastronómico, el cual fomenta también la integración de jóvenes africanos.


Restaurante suradfricano                     
                                                                                Fuente: Europa Press


Con el fin de que la visita a este restaurante conlleve todo un acercamiento a la cultura subsahariana, se ha incorporado el lenguaje de las telas a la experiencia gastronómica, que supone enfatizar la colaboración, el compromiso y la calidad del proyecto.

Ubicado en la Calle Independencia Nº 1, junto a la estación de metro Ópera, ElMandela puede ser considerado una iniciativa no lucrativa, promovida por la Fundación San Juan del Castillo y la Fundación Amoverse, ambas jesuitas.
Aunque el objetivo del restaurante no sea lucrativo, sí persigue la sostenibilidad económica para que sea factible formar y emplear a estos jóvenes africanos. Sus ganancias son reinvertidas, asimismo, en la creación de estos puestos de trabajo y en la optimización de las condiciones laborales de los jóvenes.

Muy buena idea; habrá que viajar a Sudáfrica sin salir de Madrid...

¡Un abrazo de Jordi Cruz, familia!