Un vestido color cereza muy ajustado ha sido el look elegido por Beyoncé para una aparición pública que ha compartido después en Instagram, en la que queda patente con qué rapidez ha vuelto a su peso tras su embarazo doble.

Las fotos de la diva afroamericana no van acompañadas de ninguna descripción ni temática especial, pues no hace falta una excusa para mostrarle al mundo que se está satisfecho con uno mismo, ¿no crees?

Feliz, alejada de su vida profesional por el momento para hacerse cargo de sus tres hijos: Blue Ivy Crter, Sir Carter y Rumi Carter, y con 105 millones de seguidores en Instagram a sus espaldas, esta exuberante mujer nos recuerda a diario la belleza de las curvas en una mujer.

 

 

Una publicación compartida de Beyoncé (@beyonce) el


Un beso de Almudena Navarro.