Después de muchas rogativas, al fin ya podemos quejarnos del calor, lo mucho que nos agobia y desear tomar algo fresquito. El caso es que si estás a dieta las posiblidades se reducen, pero puedes beber algo más que agua. Aunque ya te avanzo que nada como un vaso de agüita para quitar la sed y con cero aporte calórico. Sin embargo a veces apetece variar y tomar otras cosas, sobre todo si te sientas en un aterraza con un grupo de amigos y todos se apuntan al cóctel. Entre las posibilidades para los que tienen que combinar dieta y verano están las bebidas con té frío en sus diferentes variedades: Rojo, Verde y  Blanco, que además de diuréticos son un fantástico antioxidante. Anímate a probarlo con trozos de limón, porque está riquísimo.

 

GRANIZADO

Otra posibiliadad son los granizados de limón sin azúcar, el de café descafeinado sin leche o un zumo de tomate sin edulcorar. Hablando de zumos, aunque son de los más sano, quizás no sea lo más adecuada si estás a dieta. Tienen un alto contenido en azúcar y al disueltas en agua hace que el organimo lo absorba más rápidamente. Así que la fruta es mejor comerla en piezas.

Y en el capítulo de los debes evitar: el alcohol, cócteles azucarados, bebidas carbonatadas o zumos preparados.

Buenas tardes, soy Marta Docampo y te invito a referescarte con la mejor variedad musical en CADENA 100 que, como el agua, tampoco engorda.

#FelizDomingo