En La encuesta absurda de Fernando Martín hemos ido a comprar pilas y se habían tomado alguna copa porque solo había alcoholinas.