Rulo y la contrabanda: "El doble de tu mitad"